Y de la noche a la mañana me vi expatriada en El Cairo, viviendo entre pirámides, gatos resabiados y turbantes blancos...

lunes, 7 de julio de 2008

Del metro y sus aromas al barrio copto


Ya llevo más de ocho semanas por aquí y hoy se me ha ocurrido visitar de nuevo el barrio copto, esta vez en metro. Primero tomé un taxi hasta Ópera y de allí, haciendo una escala, llegué hasta la parada en el corazón del barrio cristiano. Una vez bauticé en mi blog a los taxis callejeros como los SMP y ahora llamaré al metro LALO, La Longaniza, por lo prieto de las carnes.

El billete cuesta una libra egipcia y lo debes conservar hasta el final del trayecto porque si no, no sales. Antes de subir, hay que fijarse en los vagones ya que los primeros son sólo para mujeres. Si eres chico y te metes por equivocación en el de las señoras, ten por seguro que te sacan a patadas y además de eso tienes que ir a dar explicaciones a la policía, así que ojito y nada de trucos.

Yo, que estaba dispuesta a conocer el Cairo más profundo, me subí al mixto.

Entrar en un vagón de este tipo en hora punta es realmente para audaces. La gente se apelotona dentro, todos bien encajados, lo mismo dan 4 que 400, todos caben y si no pues empujan, pero nadie se queda en tierra. Si lo ves desde fuera, te dan unos escalofríos que paqué.

Así que os imaginaréis que yo también entré y a pesar de la marea humana que me encontré, conseguí que ningún hombre me rozara…cómo? Muy sencillo, los sexos opuestos no se tocan, si existe el mínimo contacto, el hombre debe lavarse antes de la oración, todo, lo nombrable y lo innombrable, de arriba abajo, vamos, lo mismo que debe hacer cuando entra en asuntos mayores con la parienta. (fuente: una divina colombiana casada con un egipcio)

Una vez dentro, crees haber entrado en un baño turco. El olorcito que emana de estos vagones es una mezcla de cordero cocido, coliflor al vapor y camembert maduro. La reacción espontánea es toser y taparse la nariz, pero yo estaba tan preocupada en mantenerme de puntillas, con una mano agarrada a un gancho que salía del techo, y con la otra a la oreja de P. que no podía prestar atención a estas manías olfativas que me habían entrado. Por suerte, el trayecto con aromaterapia sólo duró una estación y en el siguiente tramo, el tren iba mucho más vacio de personal.

Si eres chica y te decides por este medio de transporte, no se te vaya a ocurrir vestirte con tu pantaloncito de pin up, porque los hombres no te quitarán ojo y las mujeres, que van muy tapadas, tampoco te mirarán bien.

Cuando me bajé en la estación, una ola de calor me pegó en la cara y me dejó atontada. Miré en todas direcciones buscando sombra, pensé en la gruta donde se refugió la Sagrada Familia tras su huída a Egipto, pero al final elegí la Iglesia Colgante, Al- Muallaga, una de las iglesias cristianas más antiguas, data del siglo IV. El lugar es precioso, no tengo palabras, lleno de rincones y gente curiosa. Lo mejor es ir en viernes o domingo y quedarse a ver una misa, es impresionante y veréis que el cura celebra de espaldas a los feligreses.

Allí andaba yo sentada a las mil maravillas cuando veo aparecer por el pasillo central a un guía con un grupito de turistas españolas. Las pobres mujeres eran el centro de atención de todos, porque encima de su ropa les habían puesto una improvisada bata blanca de barbero que les llegaba a los pies y no sabías si salían del Spa o iban a cantar Gospel.

Al principio pensé que llevarían debajo, como única indumentaria, el trikini, pero no, iban bastante normalitas… y entonces me sorprendí, porque hacía un rato había entrado otro grupo con abundantes carnes contenidas a duras penas por finos tirantes de lycra y allí no había pasado nada, no señor…tendré que preguntar…

Y al salir, la caló seguía apretando, así que entré en una tienda y me dejé engatusar por el vendedor que entre semana es picapleitos, en fin, que salí con una foto debajo del brazo preguntándome qué iba a hacer con ella…alguien me quiere decir?

11 comentarios:

susana dijo...

SEMEJANZAS Y DIFERENCIAS EN EL TRANSPORTE PUBLICO.
cuando yo era estudiante, ténía que ir a la Universidad muy tempranito, desde un pueblo cercano a la misma pero separado por una ria, lo que hacia interesante y largo el periplo.
a las 6,30 de la mañana, nos montábamos en una gabarra( barca que cruza/cruzaba? la ria de Bilbao de lado a lado con periodicidad de transporte público)5 estudiantes y lo que parecían ser todos los trabajadores de Altos Hornos, que hacían la misma ruta que nosotras pero bastante mas animados porque se habían desayunado un cafecito y una? copita de orujo. no olía por tanto a cordero y camembert,viajábamos al aire libre, pero ibamos en una pura vaporización alcohólica que nos llevaba en volandas hasta la otra orilla.
la diferencia es que no se cortaban un pelo si tenían que tocarnos, que coño! no tenían que lavarse ni nada despues, así que podian ir al curro sin mas tontadas.
cuando llegue a El Cairo, cogeré unos apuntes, me meteré en el metro y regresaré a la juventud.
besos a tod@s
y gora san fermín

Anónimo dijo...

Bueno pues leyendote cada vez me dan más ganas de volver, ahora solo me quedan 10 dias para estar ahí.....así que solo tengo que esperar, gracias por compartir tus experiencias con nosotr@s, gracias.

1001 besitos.

C.Ruiz dijo...

Hola,
es cierto que ya te queda poco, me parece que justo vienes un día después de que yo me voy!!, vas a disfrutar de lo lindo. Hace un calorcito delicioso, tienes que venirte por mi barrio a tomarte un cafe o un zumo de limón con menta. Si quieres cualquier información, escríbeme. También tengo un taxista SMP de toda confianza, seriecito y buena gente.
Bueno, ya me contarás el viaje.
Saludos

C.Ruiz dijo...

Susanín, yo también viajé en aquel bote, pero a mí me tocaron mejores tiempos, porque el segundo año ya había transporte directo hasta la Uni. Además recuerdo que tenía un compañero que por cierto, jugaba en el Athletic y que me pasaba a buscar casi todos lo días. Luego nos íbamos al baserri, al lado de la Uni a comer tortilla y jugar al mus...

Kadesh dijo...

Ja-ja-ja, me río yo de ese transporte público.
El día que monteis en la línea 6 de Metro de Madrid a las 07:30 a.m. vais a saber lo que es el olor a corruto, los sobeteos, los estornudos en tu nuca, los sudores, los jadeos, etc... llegas a la calle como si salieras de una peli guarridonguilla.
Aquí no se lava nadie nunca, llega el jueves y te quieres morir porque ves pelos en sobacos que son kilométricos, maquillajes que se escurren del sudor, pies negros de días sin lavarlos, cabellos llenos de laca y más laca cuando hay que lavarlos...
Vamos, yo te entiendo perfectamente y me siento identificada pero al menos, allí, no te sobetean, eso es genial.

Ten paciencia y esa foto... ¿no la podías describir o escanear? ¿es una postal tal vez? Al menos dí cual es el tema :D
Un saludo!

C.Ruiz dijo...

Hola Kadesh,
Es una foto antigua de las pirámides. Antes de la presa de Assuan, el Nilo crecía e innundaba toda la ribera, llegaba hasta las pirámides. Se ven las palmeras dentro del agua y unas barquita con unas mujeres beduínas con la cara totalmente cubierta, como fondo las pirámides. Cuando me llegue el escáner en la mudanza, te la envío.
Y tu cumple...bien?

Nacho Montes dijo...

Un millón de gracias por tu coment en mi blog y por escucharme desde el lugar del mundo donde estés en cada momento de la vida.

Beso eterno.

soitu dijo...

Hola desde España,

enhorabuena por el blog, está genial !!

Me presento, me llamo Ana y quería hacerte una propuesta de colaboración.

Si te interesa, por favor, escríbeme y te cuento.

Saludos a la tierra del NIlo.

Ana (ana.h.velasco@gmail.com)

Kadesh dijo...

Pues el cumpleaños bien, muchas gracias, que detalle preguntar porque nadie lo hace :D
Regalos por todos lados pero lo mejor, la comida con la familia, la cena con el novio y una barbacoa con amigos; tu interes es la guinda del pastel.

Vaya, no he visto nunca ese tipo de fotos, vamos, antes de la presa de Assuan. Tal vez no he buscado bien. Pues si me la envias, la enmarco, ha de ser muy bonita.
Jo, como mola. Gracias!

Anónimo dijo...

Pues te tengo que decir Celia que he vivido esa experiencia subir al metro y ha sido genial........como tú decias con todo su repeto pero genial, y deseando volver a estar allí.

besitos.

Clari dijo...

yo lo que no entiendo es porque no ponen aire acondicionado bgh u otras marcas en todos los subtes de buenos aires? solo tiene el subte A y los demas en verano y en invierno es un infierno.. ojala siga avanzando la ciudad y no quede en la nada los buenos cambios